cabecera noticies

Construcción reinventada. El Periódico 05-05-2015

  • BBC-Construmat llega a su 19ª edición en el momento en el que el sector comienza a salir del pozo

  • Adaptarse a las nuevas tendencias es el primer paso para evitar errores del pasado

La economía española ha seguido en los últimos 30 años dos ciclos de crecimiento muy marcados que fueron precedidos por una fuerte caída del sector de la construcción. Ocurrió a partir de 1979 y en 1993 otra vez. Entonces varias devaluaciones de la peseta permitieron estabilizar la economía española e impulsar un nuevo ciclo de expansión. En el 2015 estamos a las puertas de un tercer episodio de esa cíclica historia. Así, al menos se recoge en el informe Diseñando un nuevo ciclo de valor para la construcción, un trabajo realizado por José María O'Kean, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Pablo Olavide de Sevilla para Construmat en su 19ª edición convocada entre el 19 y el 23 de mayo.

"La previsiones que tenemos para el 2015 no hace sino confirmar esta tendencia, pronosticando un incremento de la construcción residencial del 3,3% y del 6,4% de la construcción no residencial, con una media de crecimiento del sector del 5,1%", explica el informe. El salón se enfoca hacia la recuperación. El presidente del comité organizador, Josep Miarnau -presidente también de Comsa-Emte-, reconoció ayer que 2013 y 2014 fueron difíciles difíciles, pero "las cosas empiezan a cambiar", pese a la "poca ayuda pública y el poco compromiso de las administraciones con el sector".

El cambio para el salón bienal comienza por el nombre: Beyond Building Barcelona-Construmat es la nueva denominación. Sustancialmente las cifras de la edición del 2015 son parecidas a las del 2013: 11.000 metros cuadrados de superficie en el recinto de Gran Via, 300 expositores que representan a 650 marcas y unas expectativas de visitantes por encima de los 49.000 de hace dos años. El mayor cambio, en todo caso, está en la integración de las nuevas tendencias sociales en el sector, donde la idea de la smart city subyace detrás de la adaptación al fenómeno de urbanización de la población, que requerirá de "viviendas adaptadas a las características sociales, económicas y generacionales de los grupos que van cambiar el medio rural por la ciudad", señala O'Kean.

El Espacio Digital, un nuevo escenario social de contactos, negocios, teletrabajo, comercio y ocio define ya nuevas prácticas que deberán estar integradas en la vivienda del futuro, "cuyo éxito tendrá más que ver con las sensaciones de habitabilidad proyectadas en la fase de diseño y venta que en las características físicas en que se basaba en el ciclo anterior", destaca el informe de O'Kean.

En resumen, BBB-Construmat se orienta a buscar las respuestas adecuadas para un sector que debe evitar los errores del pasado.

MAX JIMÉNEZ BOTÍAS / BARCELONA

Martes, 5 de mayo del 2015

El Periódico

feedback
x